En este momento estás viendo Bolsa, ¿qué pasará?

En 2021 el Índice de Precios y Cotizaciones, IPyC, de la Bolsa Mexicana de Valores, BMV, ganó en términos nominales 20.89 por ciento y 13.53 por ciento en términos reales, ya descontada la inflación. Un año antes, en 2021, ganó 1.21 por ciento en términos nominales y perdió en términos reales, descontada la inflación, 1.94 por ciento.

Comenzamos el 2022 con el IPyC de la BMV en 53,272.44 unidades.

A partir de entonces, con altibajos a lo largo del camino, pero con una clara tendencia alcista, el IPyC estableció ocho máximos históricos (nunca antes había alcanzado esos niveles), el último de los cuales tuvo lugar el viernes 1 de abril, en 56,609.54 puntos, lo que dio como resultado una ganancia, en lo que iba del año, de 6.26 por ciento.

A partir de entonces, con altibajos durante el trayecto, ha mantenido una clara tendencia bajista, y hasta el pasado jueves 16 de junio estableció catorce mínimos anuales (nunca antes, en el año, había estado tan bajo), y cerró ese día en 47, 603.27 unidades, lo cual dio como resultado, desde el último máximo histórico, una caída de 15.91 por ciento, y de 10.64 por ciento en lo que va del año. El pasado viernes 17 cerró en 48,603.27 puntos.

Mucha gente se pregunta qué pasará con el IPyC. A corto y mediano plazo, por más que algunos crean saberlo, la realidad es que nadie lo sabe y, si alguien lo supiera, lo último que haría sería compartir esa información con alguien más, porque de la misma podría sacar un provecho enorme, mismo que, conforme la compartiera y los demás actuaran en consecuencia, se dividiría entre más gente. Con esa información sabría en qué momento los precios de las acciones dejarían de bajar, a partir del cual comenzarían a subir, iniciándose la fase alcista del ciclo especulativo, momento de comprar. De la misma manera sabría en qué momento dejarían de subir, a partir del cual comenzarían a bajar, iniciándose la fase bajista del ciclo especulativo, momento de vender.

A toro pasado sabemos que, en lo que va del año, la fase alcista del ciclo especulativo tuvo lugar del 1 de enero al 1 de abril, con una ganancia de 6.26 por ciento, y que, hasta el momento, la fase bajista ha ocurrido entre el 4 de abril y el 17 de junio, con una pérdida de 15.18 por ciento. ¿Qué pasará a corto y a mediano plazo? No lo sé. ¿Y a largo plazo? El IPyC se recuperará, porque su tendencia a largo plazo es al alza.

Tomo como referencia el 17 de junio.

Hace 30 años, 17 de junio de 1992, el IPyC fue 1,593.29 unidades.

Hace 25 años, 17 de junio de 1997, fue 4,276.83 puntos.

Hace 20 años, 17 de junio de 2002, fue 6,788.40 unidades.

Hace 15 años, 17 de junio de 2007, fue 32,129.08 puntos.

Hace 10 años, 17 de junio de 2012, fue 37,738.58 unidades.

Hace 5 años, 17 de junio de 2017, fue 49, 211.03 puntos.

El pasado viernes, 17 de junio de 2022, fue 48,016.23 unidades.

De estos 30 años, que divido en seis periodos de cinco, solo en uno, el último, del 17 de junio de 2017 al 17 de junio de 2022, el IPyC registró una pérdida, ocasionada por lo sucedido entre el 4 de abril y el 17 de junio, durante la actual etapa bajista del ciclo especulativo, con una pérdida del 15.18 por ciento.

Entre el 17 de junio de 1992 y el 17 de junio de 2022 el IPyC registra una ganancia nominal de 2,913.65 por ciento, y real, ya descontada la inflación, de 1,956.66 por ciento.

¿Conclusión? En la bolsa hay que participar con visión de largo plazo.

E-mail: arturodamm@prodigy.net.mx

Twitter: @ArturoDammArnal