En este momento estás viendo México, en el “top 25” de países en riesgo de defaul

La crisis económica global está teniendo un mayor impacto en los países en desarrollo, con bajas tasas de crecimiento económico, mayores tasas de interés y un incremento de sus deudas. Estos elementos están creando la mezcla perfecta para provocar incumplimientos en las obligaciones de pago de créditos de los países emergentes, incluido México, por supuesto.

De acuerdo con datos del Sovereign Debt Vulnerability Ranking de Bloomberg, México se ubica en 2022 en el puesto 25 de su lista de naciones con mayor riesgo de incumplimiento. Dicho ranking analiza la vulnerabilidad de la deuda soberana, o lo que es lo mismo, el riesgo de default (incumplimiento de pago de deuda soberana) que tiene un país.

Para llegar a ese puesto, Bloomberg evalúa cuatro factores principales:
• Rendimientos de los bonos del gobierno (el rendimiento promedio ponderado de los bonos en dólares del país)
• Diferencial de swap de incumplimiento crediticio (CDS, por sus siglas en inglés) a 5 años
• Gasto por intereses como porcentaje del PIB
• Deuda pública como porcentaje del PIB

De acuerdo con sus métricas, los rendimientos de los bonos del gobierno mexicano (promedio ponderado de los bonos en dólares) es de 5.5 por ciento, mientras que los de Ucrania se ubican en 60.4 por ciento. Como punto de comparación, el rendimiento de un bono del gobierno estadounidense a 10 años es actualmente del 2.9 por ciento.

Los rendimientos de los bonos de Ucrania son los más altos dentro de los datos de Bloomberg debido a que el país tiene un alto riesgo de incumplimiento a raíz de su conflicto con Rusia. Si Rusia asume el control del país, es posible que las obligaciones de deuda existentes de Ucrania nunca se paguen.

¿Qué son los CDS y por qué son importantes?

Otra medida en la que México es evaluado son los CDS (Credit Default Swap), con 178 puntos base. Estos instrumentos son un tipo de derivado que proporciona a un inversionista un seguro en caso de incumplimiento por parte del deudor. El vendedor del CDS representa a un tercero entre los inversionistas y los gobiernos.

A cambio de recibir cobertura, el comprador de un CDS paga una tarifa conocida como “spread”, que se expresa en puntos base (bps). Si un CDS tiene un spread de 300 pbs (3 por ciento), esto significa que, para asegurar 100 dólares de deuda, el inversionista debe pagar 3 dólares por año.

En el caso de México con un diferencial de CDS a 5 años de 178 bps (1.78 por ciento), un inversionista tendría que pagar 1.78 dólares para asegurar 100 dólares de deuda. En el caso de Ucrania que tiene 10,856 bps (108.56 por ciento), el inversionista tendría que pagar 108.56 dólares cada año para asegurar 100 dólares de deuda. Esto sugiere que hay poca fe en la capacidad de Ucrania para evitar el incumplimiento, por obvias razones.

¿Por qué México está clasificado en el puesto 25 del ranking?

Si bien en las dos primeras métricas México no se ve tan mal, en los gastos de intereses y la deuda total del gobierno como porcentaje del PIB, la evaluación no es tan positiva. Los gastos por intereses de la deuda de México se ubican en 4.5 por ciento como porcentaje del PIB, y la deuda gubernamental ocupa el 58.4 por ciento del PIB nacional con todo y que con López Obrador en la presidencia este indicador no ha crecido como lo hizo durante el gobierno de Peña Nieto. El paso de Luis Videgaray en la secretaría de Hacienda fue desastroso en materia de endeudamiento, y sólo la llegada de José Antonio Meade le puso freno. No por nada el peso sufrió también una depreciación severa en ese sexenio.

Pero regresando al tema del ranking de “defaults”, llama la atención que El Salvador – primer país del mundo en imponer al bitcoin como moneda de curso legal- ocupe el lugar más alto de la lista debido a su mayor gasto de intereses y la deuda total del gobierno, ya que tiene pagos de intereses anuales equivalentes al 4.9 por ciento de su PIB, mientras que sus deudas pendientes de pago equivalen al 82.6 por ciento del PIB, cifras que se consideran altas de acuerdo con los análisis del FMI.

Si bien la adopción de bitcoin no está relacionada directamente con su riesgo soberano, sí le ha abierto un flanco innecesario que, le guste o no al presidente Bukele, afecta negativamente a su riesgo país.

A continuación, les comparto la lista elaborada por Visual Capitalist, que es más que elocuente por sí misma. México, no va bien.