Combinación peligrosa

Con López Obrador en la Presidencia podríamos regresar a los tiempos de Echeverría y López Portillo, a la gubernamentalización de la economía, ¡con plena justificación constitucional!

En el tercer párrafo del artículo 25 constitucional leemos que “el Estado planeará, conducirá, coordinará y orientará la actividad económica nacional”, lo cual suena bien por dos razones. Primera: lo que el Estado, que para todo efecto práctico es el gobierno en turno, debe hacer es planear, conducir, coordinar y orientar, siendo lo contrario la improvisación que no conduce a nada bueno. Segunda: lo que el gobierno debe planear, conducir, coordinar y orientar es la actividad económica nacional, de cuya buena marcha depende que sigamos comiendo tres veces al día. ¿Conclusión? ¡Qué bueno que el Estado planee, conduzca, coordine y oriente la actividad económica nacional! ¿Qué bueno?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que la actividad económica nacional, la Economía Mexicana, es una abstracción que no existe. Lo que existen son las actividades económicas de cada quien, por lo que la única manera de planear, conducir, coordinar y orientar la actividad económica nacional es planeando, conduciendo, coordinando y orientando las actividades económicas de cada uno. Si así fuera, ¿dónde quedaría la libertad de cada quien para trabajar, emprender, invertir, producir, distribuir, ofrecer y vender como más le convenga a cada uno, como cada quien decida y elija?

Lo que se propone en el artículo 25 constitucional es una economía centralmente planificada, en la cual las actividades económicas de los particulares son planeadas, conducidas, coordinadas y orientadas por el gobierno, debiendo todos obedecer.

Cito: “El Estado organiza, dirige y controla la actividad económica nacional conforme a un plan que garantice el desarrollo programado del país, a fin de fortalecer el sistema socialista,…”. ¿De qué se trata? Del primer párrafo del artículo 16 de la Constitución de la “República” de Cuba. ¿Algún parecido con el tercer párrafo del artículo 25 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que afirma que el “Estado planeará, conducirá, coordinará y orientará la actividad económica nacional”?

Puede argumentarse que, dado que su constitución data de 1976, y la nuestra de 1917, los cubanos nos copiaron, pero no hay que olvidar que el tercer párrafo del artículo 28 de nuestra constitución es producto de las reformas constitucionales que entraron en vigor el 3 de febrero de 1983. ¿Quién le habrá copiado a quién?

Las ideas de López Obrador, favorables a la gubernamentalización de la economía, combinadas con el artículo 28 constitucional, a favor de la economía centralmente planificada, hacen posible la gubernamentalización de la economía, con todas las consecuencias negativas que ello traería consigo, tal y como sucedió en los sexenios de Echeverría y López Portillo, algo que no debe repetirse.

E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Twitter: @ArturoDammArnal

 

Compartir
Pin It

Monografía de hoy

portada frutos

Regresar a las mismas políticas estatistas que el siglo pasado no significa ninguna esperanza para los mexicanos, sino otro retroceso, igual o peor al que hemos tenido con la “cleptocracia” que vivimos.

Leer completo

Monografía reciente

herencia

El gobierno de EPN deja un México más pobre, endeudado, devaluado, violento y corrupto, del que recibió, aunque de cara a las elecciones nos quieran pintar a “billetazos” un México color de rosa.

Leer completo

Libro ¿Por qué los impuestos son un robo?

Existe un escenario en el que no es ético pagar impuestos. El autor desarrolla y expone un sólido análisis al respecto y explica con suma claridad cuál es el origen y función de estos. Aquiéralo en librerías o contáctenos

Please publish modules in offcanvas position.