Las encuestas más serias arrojan que entre los candidatos de los tres partidos más importantes, el del PRI se rezagó a un tercer lugar y sus preferencias se redujeron.

Varios analistas justifican o culpan a Meade por la caída del PRI: que no tuvo la suficiente cobertura en spots, que no tiene cualidades, etc. ¡Falso! el problema no es Meade sino el partido que representa.

Las encuestas internas que le mostraron al presidente Peña Nieto, quien nombró al candidato, como era costumbre en el PRI el siglo pasado, le dejaron claro que ninguno de los posibles aspirantes de su partido a la Presidencia, identificado como priista, tenía la más remota posibilidad de ganar. Presuntamente Luis Videgaray convenció al Presidente de que Meade, no priista, sin cola que le pisaran, era el único con posibilidades de que los votantes le creyeran promesas de honestidad y cambio como abanderado de un PRI, catalogado por la mayoría de la ciudadanía como un partido de corruptos, que no cambió sino empeoró sus vicios al regresar a la Presidencia.

José Antonio Meade, lo conozco desde hace años, es una persona honesta y preparada. El problema es el partido que abandera, considerado el más corrupto y dispendioso.

Meade no es la causa de su caída en encuestas, sino el PRI. Los gasolinazos, el saqueo de los Estados por “gobers” priistas, que con recursos ilícitos ayudaron a llegar a EPN a la Presidencia, los robos en Pemex, el crecimiento de la deuda, el aumento de impuestos, de la inflación y devaluación, son los factores decisivos que generaron la caída de Meade, quien no es bien visto por muchos priistas, por miedo a que si llega a la Presidencia les pida cuentas de lo que han robado.

El PRI salió en primer lugar con el mayor número de encuestados que manifestó que nunca votarían por ese partido (47% en encuesta de Reforma).

Aunque sea honesto y eficiente Meade, no podrá convencer a los ciudadanos que convertirá un prostíbulo en un convento, y que contrarrestará la bien ganada fama de un PRI deshonesto, corrupto y que ha llevado a México a la peor situación económica de este siglo, como lo demuestro en el libro EPN: EL RETROCESO.

Twitter: @luispazos1
Mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Profesor de Economía Política

Compartir
Pin It

Monografía de hoy

portada frutos

Regresar a las mismas políticas estatistas que el siglo pasado no significa ninguna esperanza para los mexicanos, sino otro retroceso, igual o peor al que hemos tenido con la “cleptocracia” que vivimos.

Leer completo

Monografía reciente

herencia

El gobierno de EPN deja un México más pobre, endeudado, devaluado, violento y corrupto, del que recibió, aunque de cara a las elecciones nos quieran pintar a “billetazos” un México color de rosa.

Leer completo

Libro ¿Por qué los impuestos son un robo?

Existe un escenario en el que no es ético pagar impuestos. El autor desarrolla y expone un sólido análisis al respecto y explica con suma claridad cuál es el origen y función de estos. Aquiéralo en librerías o contáctenos